EL NIÑO TIENE UNA PROFUNDA NECESIDAD DE JUGAR

February 28, 2018

“El interés del niño por observar el mundo es incansable. Cuando se le permite experimentar con el medio, el niño descubre sus propiedades y se da cuenta de que es capaz de comprender. Así, el niño gana confianza en sí mismo. Por eso, depende claramente del adulto que el niño mantenga el interés innato por el mundo, ofreciéndole las condiciones para un juego libre.” (Éva Kálló i Györgyi Balog. Los orígenes del juego libre. 2013)

 

 

¿QUÉ ES EL JUEGO LIBRE?

Es toda actividad autónoma que hace el niño para satisfacer su curiosidad o necesidad. No tiene objetivo ni un resultado final y aporta un gran placer. El niño se dedica de forma global: con la implicación del cuerpo, mente y emoción, con tanta concentración como fluidez.

En el medio acuático, para que el niño vaya adquiriendo confianza en sí mismo, es imprescindible que tenga tiempo para jugar libremente. Al sentirse libre, el niño se muestra activo, interesado, concentrado en su juego, agradable en sus relaciones, ágil, diestro y preciso en sus movimientos sin esforzarse demasiado al hacerlos. Se siente relajado en su cuerpo; va aprendiendo con flexibilidad y con prudencia las sucesivas habilidades motoras a través de su propia acción y en los momentos que él elige.

La confianza en uno mismo y la libertad de acción son los dos pilares fundamentales para conquistar la autonomía en el agua.

 

Experimentando con las sensaciones y movimientos de su primera flotación autónoma, desde la relajación, la confianza y la libertad de decisión. (C. 22meses)

 

 

¿QUÉ HACEN MIENTRAS JUEGAN?
  • Descubren y experimentan con el medio acuático, interpretan e integran sus vivencias.

  • Comprenderse a ellos mismos: su cuerpo, sus capacidades en el agua, sus límites.

  • A través del juego se comunican, se relacionan con ellos mismos, con el agua, con los objetos, con los iguales, con su figura de apego y con el resto de adultos.

Pero sobretodo, mientras juegan sienten un gran placer y son felices.

 

Paso del juego pre-simbólico (meter/sacar) al juego simbólico mientras pescan con sus barcos.

 

 
¿QUÉ CONDICIONES SON NECESARIAS PARA FACILITAR EL JUEGO LIBRE?

Suficiente tiempo y espacio para jugar, para que surja la espontaneidad, para que se de un juego único, no aprendido. Diversidad de materiales para la experimentación e invitación al juego. Y la más importante, la actitud del adulto.

Mediante una observación activa, no invasiva ni protagonista que promueva el juego libre y la actividad autónoma. Un adulto sensible a sus intereses y respetuoso con su libertad de acción. Que le acompañe y le reconozca las conquistas y las dificultades. Y en base a ello podrá establecerse una relación de iguales, llena de confianza y aceptación.

 

BIBLIOGRAFÍA

Éva Kálló i Györgyi Balog. Los orígenes del juego libre. 2013

Emmi Pickler. Moverse en libertad: Desarrollo de la motricidad global. 1984

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Entradas destacadas

BENEFICIOS DE LA PSICOMOTRICIDAD EN SALA

September 12, 2018

1/4
Please reload

Entradas recientes

December 26, 2018

February 28, 2018

Please reload

Archivo